Una ciudad romana en Cantabria…

Hoy nos convertiremos en Viajeros Temporales. Nos acercaremos a Campoo, junto al Pantano del Ebro, para visitar una ciudad romana.

Desde que en el siglo XVIII el padre Flórez identificara la ciudad de Iuliobriga con las ruinas existentes en Retortillo, numerosos han sido los trabajos arqueológicos que se han desarrollado en este yacimiento, los cuales han dado como resultado el reconocimiento de un área urbana de medianas dimensiones que aún hoy se sigue identificando con la primera ciudad romana de la Cantabria antigua. 

Julióbriga fue creada durante las Guerras Cántabras (29-19 a.c.) y se asienta sobre una colina dominante, extendiéndose a lo largo de un eje de más de 1 km.  Las áreas mejor conocidas, por haber sido excavadas en extensión, son:

  • La Llanuca, donde se ha detectado un gran edificio porticado
  • los alrededores de la iglesia, donde se ha localizado un gran edificio público
  • la zona de la carretera de acceso a Retortillo, donde se localizó una mansio romana (denominada casa de Los Morillos) así como varias casas rectangulares de pequeño tamaño.

En la actualidad se ha excavado entre el 5-10 por ciento de su trazado urbano. A pesar de ello, se conocen las dos calles principales, el cardum y el decumanum, y parte del foro romano, situado en el cruce de ambas vías. En el foro, porticado, quedan los cimientos de un pequeño templo consagrado a Júpiter (protector de Roma) y Augusto (fundador de la villa). Sobre el foro se sitúa la Iglesia románica de Santa María de Retortillo construida en el siglo XII. Próximo al foro se hallan los restos de un barrio de clase baja, constituido por pequeñas estructuras de 15 a 35 m².

Hoy día se sabe que Julióbriga se creó como núcleo administrativo de la última zona conquistada (Cantabria), además de servir para control del tráfico entre la meseta y la cordillera cantábrica. En un principio no fue una ciudad de gran auge, hasta que hacia los años 60-70 d.C. su crecimiento fue frenado de golpe por un incendio que la dejo muy dañada, sobre todo en la parte central de la ciudad.  Al parecer en el siglo III d.C. Juliobriga dejo de ser un núcleo como tal, cayendo así en el olvido de Roma

Junto a las ruinas de la ciudad se encuentra el Centro Domus, que alberga una exposición permanente, en donde se exhiben los objetos más significativos recuperados durante las excavaciones arqueológicas de la ciudad. La visita se inicia con un audiovisual que nos habla de los antecedentes históricos y los hechos que desembocaron a la fundación de la ciudad. A través de las escenografías existentes, el visitante podrá conocer a través de una visita guiada, las principales estancias de una casa romana como el atrium (patio interior), el lararium (altar), la culina (cocina), el triclinium (salón-comedor), el cubiculum (dormitorio) y la tabernae (tienda),conociendo los principales aspectos de la vida cotidiana de los romanos.

Si te encuentras por la zona de Campoo tienes una cita con la Historia en este lugar. El acceso es sencillo: Desde la autovía de Santander-Palencia (A-67) se debe tomar la salida Reinosa Sur-Matamorosa y tomar dirección Bolmir (CA-730). Una vez rebasada la localidad de Bolmir tomar la desviación hacia Retortillo (CA-732), localidad donde se encuentran las ruinas romanas y la Casa-Domus.

Te recordamos que tienes un área de pernocta en la otra orilla del Pantano del Ebro (Corconte). Aprovecha para realizar un recorrido completo por la zona.

¡Compártelo!